Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Actualidad | 27 JUN 2014

George Best, leyenda del fútbol británico

Repasamos los éxitos y mayores logros del extremo norirlandés, uno de los mitos de la historia del fútbol internacional.

Muchas fueron las leyendas del futbol internacional que se quedaron sin el sueño de jugar la Copa Mundial de la FIFA a lo largo de su carrera futbolística. Es el caso de George Best (Belfast, 1946), uno de los mejores futbolistas de todos los tiempos, quien, a pesar de vestir 37 veces la camiseta de la selección de Irlanda del Norte y anotar 9 goles con la absoluta, nunca consiguió participar en el campeonato mundial.

Su gran velocidad y su habilidad en el desmarque y la conducción del balón le hicieron despuntar desde pequeño, debutando con el Manchester United FC, donde permaneció durante once temporadas, y en el combinado nacional con tan sólo 17 años. A partir de ahí, tuvo por delante una carrera llena de éxitos que le convertirían en uno de los grandes ídolos de la historia de Old Trafford.

Conocido como 'El quinto Beatle', llegó a lo más alto con el conjunto inglés conquistando dos veces el campeonato de la Premier League (temporadas 1964/65, 1966/67) y la Copa de Europa en 1968, siendo de nuevo decisivo en la consecución del título europeo ante el SL Benfica. Con el 1-1 en el marcador, llegó el momento de la prórroga y, deleitando a los presentes con una de sus obras maestras, regateó al portero logrando adelantar a los suyos, que finalmente pusieron el 4-1 en el luminoso. Gesta que le hizo claro merecedor del FIFA Ballon d'Or que recibió ese mismo año.

Pero el extremo norirlandés siguió mostrando sus grandes dotes en el césped, esta vez con la elástica de su país, a pesar de que nunca llegó a disputar un Mundial. El 15 de mayo de 1971, llegó una de sus jugadas más recordadas. Irlanda del Norte se enfrentaba a la selección de Inglaterra en Windsor Park, donde George Best consiguió sonrojar a otra institución del fútbol inglés: Gordon Banks. Gracias a su capacidad de desequilibrar al rival, el futbolista de Belfast arrebató el balón al portero consiguiendo introducir el balón dentro de la red, aunque finalmente el gol no subió al marcador.

A pesar de su vida polémica y los excesos fuera de los terrenos de juego, siguió mostrando sus destellos de calidad tras su paso por el Fulham FC y una larga estancia en EEUU. Volvió en 1982 al AFC Bournemouth, donde decidió colgar las botas, aunque siguió vinculado a su pasión desarrollando su carrera como entrenador. Falleció en Londres en 2005 plasmando su legado futbolístico en las memorias de la historia del fútbol.

© LaLiga - Año 2014

Se habla de: Añibarro