Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Crónica | 7 OCT 2015

Empate del Barcelona y derrota del Atlético de Madrid en la Champions femenina

Un extraño gol que supuso el empate kazajo y un castigo demasiado cruel para las rojiblancas dejan todo abierto en la ida de los dieciseisavos de final de la Champions femenina.

BIIK Kazygurt 1-1 FC Barcelona

Cuando las jugadoras del FC Barcelona visitaron el campo del BIIK Kazygurt el día antes del partido entendieron por qué el año anterior el Frankfurt, el que a la larga sería el campeón, empató 2-2. No conceder goles, no cometer errores, concentración hasta el último minuto del descuento y rematar en Barcelona. Poder recorrer los 6.903km de vuelta que separan Kazajistán y la Ciudad Condal con una sonrisa en la cara.

Y durante 45 minutos las jugadoras de Xavi Llorens siguieron la receta que habían aprendido en casa. Con paciencia, con Olga García en la banda izquierda asumiendo protagonismo, colgando balones, cocinando una jugada que a la hora de partido encontraría su punto. Casi a balón parado sin serlo del todo, Melani Serrano encontró un hueco por la banda derecha que se había mantenido infranqueable y puso el balón en la cabeza de Ruth García. La central había subido a rematar el córner que precedía la jugada y ahí se quedó, para abrir el marcador, para conseguir su tercer gol en Champions. Quedaba media hora de juego y el objetivo parecía conseguido. Hasta que algo pasó en el minuto 82. Empate del BIIK Kazygurt con un gol del que es imposible saber si debió subir o no al marcador. La árbitro interpretó que Sandra Paños había detenido el balón dentro de la portería, gol olímpico anotado en la cuenta particular de Lisa-Marie Woods y la eterna duda de si cruzó del todo la línea. Sensación extraña que aumentó al borde del tiempo extra cuando Gulnara Gabelia abandonó el terreno de juego en ambulancia por un golpe en el último lance de juego. Empate en Kazajistán y todo por resolver en el Mini Estadi.

Empate que deja el gusto de haber respetado los tiempos de cocción, haber encontrado el punto, pero en el último momento, sin explicación, no conseguir el sabor esperado. Pero nada como volver a casa para comer bien y aprovechar el valor doble del gol conseguido fuera. El miércoles 14, a las 19:00, vuelta de los 1/16 de Champions entre FC Barcelona y BIIK Kazygurt. Los octavos de final de la Champions en juego en el Mini Estadi .

Atlético de Madrid 0-2 Zorky Krasnogork

Cuando se le pregunta a una jugadora de fútbol por cómo crear afición siempre responde lo mismo: yendo a vernos. El primer partido del Atleti Féminas de Champions de su historia, a pesar de la derrota, ha servido para ello.

Sonia Bermúdez y Amanda Sampedro, Soni y Amanda, Amanda y Soni. Primero cada una en una banda, luego se intercambiaron, después se encontraban por la media punta, y el peligro llegaba, y el camino para hacerlo era la vía bonita. La palabra calidad se queda corta para describir lo que tienen en sus botas. La maquinaria de Sopuerta estaba engrasada, el Atleti dominaba sin discusión, la afición disfrutaba y el gol era cuestión de tiempo. Pero el gol fue en la portería menos esperada. Las rusas sabían que si el gol llegaba sería a la contra. El Atleti sabía que si el gol llegaba sería a la contra. Y el gol llegó. Y fue a la contra. Al tercer contraataque del Zorky que pilló a la defensa rojiblanca adelantada. La grada respondió más fuerte que nunca y las colchoneras se echaron hacia arriba. Era el minuto 17 y quedaba todo el partido por jugarse. Y el conjunto ruso no volvió a tirar a puerta en el resto de la primera parte.

Tiqui taca de las Féminas volcadas sobre el área rusa, pero el balón no quería entrar. En el minuto 50 Soni, siempre Soni, corrió entre tres defensas y tocó lo justo para hacer una vaselina. El tiempo se paró un instante y el palo fue un nuevo toque de desilusión. No hubo premio y sí más castigo, porque el Zorky volvió a golpear en otra contra. La misma jugadora que antes, Slonova, puso el 0-2 en el Cerro. Aún dio tiempo para que el árbitro anulara un gol a Amanda y no pitase un posible penalti a favor de las rojiblancas. Castigo muy cruel para las debutantes que demostraron con su juego que son un equipo de Champions.

© LaLiga - Año 2015

Se habla de: FC Barcelona, fútbol femenino, Champions femenina, UEFA Women's Champions League, Champions League, Atleti Féminas, Club Atletico de Madrid, Ruth García, Melani Serrano, Xavi Llorens, Olga García